IC advierte de un ERE encubierto en el servicio de limpieza de dependencias

Representantes de Intersindical Canaria afirman que la reducción de la jornada laboral un 10% no sólo afectará a una disminución de los sueldos, sino que temen una reestructuración de la plantilla. Los sindicalistas también denuncian “coacciones y amenazas” a los empleados para que acepten dicha propuesta.

J.FEO, El Día Arona

Los cambios de concesionarias realizados por el Ayuntamiento de Arona para terminar con la conflictividad laboral no está dando los resultados esperados. La empresa concesionaria de limpieza de dependencias municipales y colegios, que en este caso es Ralons y que lleva medio año trabajando para el consistorio sureño, “está haciendo lo que le da la gana con sus empleados y eso no lo vamos a permitir, ni tampoco a consentir”, afirman representantes sindicales de Intersindical Canaria (IC), quienes denuncian que “estamos ante un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) encubierto”

“La concesionaria del citado servicio público ha reducido la jornada laboral de sus trabajadoras un 10 por ciento, con la consiguiente reducción del sueldo, y lo malo es que todo lo se ha llevado a cabo con coacciones hacia el empleado”, explican.

“La reducción de jornada también lleva aparejada que la trabajadora cobre menos al mes. Es decir, el sueldo medio ronda los 500 euros, con lo que si las horas bajan, la nómina quedará todavía más deslucida”, indican desde IC.

Representantes del citado sindicato explican además que “las empleadas de dicho servicio han sido obligadas a firmar un documento para la reducción de la jornada laboral y aquellas que se han negado aceptar la medida planteada por la empresa están sufriendo la ira de la concesionaria. De hecho, tenemos constancia y pruebas donde la adjudicataria les dificulta sus quehaceres diarios durante la jornada laboral, con el objetivo de hacerles la vida imposible”.

“Todas estas circunstancias nos han obligado a presentar la correspondiente denuncia en la Inspección de Trabajo”, aseveran indignados desde IC.

“Pretextos” injustificados

Los sindicalistas afirman que “la adjudicataria ha dado el pretexto de que la reducción se debe a recortes aplicados por el Ayuntamiento aronero hacia la propia concesionaria. Tenemos claro que ese no es el problema de los trabajadores porque el consistorio no puede aplicar una reducción del contrato de forma unilateral”.

De este modo, representantes de IC expresan que “sí la empresa adjudicataria aceptó dicha propuesta municipal no tiene motivo de que esa decisión repercuta a sus empleados”.

Desde Intersindical Canaria se resalta, por tanto, que “este ERE encubierto no estamos dispuesto a tolerarlo”, por lo exigen a la concesionaria de limpieza de dependencias municipales y colegios “que dé marcha atrás en sus decisiones con respecto a sus empleados”.

Sindicalistas de IC advierten que si la empresa concesionaria no mantiene los salarios y los puestos de trabajo no descartan iniciar una serie de movilizaciones para parar, si hiciera falta, el servicio.

Aunque este periódico contactó con la empresa Ralons, ayer no fue posible conocer la opinión que tiene la concesionaria.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: